Spanish Arabic Chinese (Traditional) Czech Danish Dutch English French German Greek Hebrew Hindi Italian Japanese Korean Norwegian Persian Polish Portuguese Russian Slovak Swedish Turkish

Agenda en curso

Ministerio de Ganadería destinó 10 millones de pesos en cuatro años para el desarrollo de jóvenes rurales

La convocatoria Somos de Acá es la única política activa y especifica dirigida a jóvenes rurales que lleva cuatro ediciones y tendrá continuidad, señaló el director de Ganadería, José Olascuaga. Esa cartera invirtió 10 millones de pesos desde 2012 en 134 propuestas de 1.488 jóvenes, que incluyen, entre otras, producción agropecuaria y de otros rubros, educación y capacitación, voluntariado, inserción laboral y arte.

Somos de Acá es una política específica para jóvenes residentes en el medio rural, que respaldó 134 propuestas de 1.488 jóvenes de todo Uruguay desde su primera edición en 2013. Olascuaga, en diálogo con la Secretaría de Comunicación Institucional, destacó el aporte superior a los 10 millones de pesos que, aseguró, permite a la juventud protagonizar el diseño y ejecución de sus propuestas de vida en el medio rural.  

Los fondos apoyan las propuestas que los jóvenes acercan en materia de inserción laboral, educación y capacitación, socialización, diversión, deporte, producción agropecuaria, iniciativas tradicionalistas, artística, infraestructura y equipamiento para uso juvenil y comunitario, voluntariado, promoción y cuidado de recursos naturales.

En la primera edición, lanzada en 2013 y ejecutada en 2014, fueron aprobadas 30 propuestas de 393 jóvenes con 2,3 millones de pesos de financiamiento, en la siguiente se concretaron 46 iniciativas de 529 jóvenes con un monto de 2,4 millones de pesos, entre 2016 y este año hubo una convocatoria especial que capitalizó 15 propuestas de 101 jóvenes con 1,8 millones, mientras que para la última y aún en vigencia se destinaron 3,5 millones de pesos para 43 propuestas de 465 jóvenes.

La iniciativa es un instrumento del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, impulsada a través de la Dirección de Desarrollo Rural, en conjunto con el Ministerio de Desarrollo Social, a través del Instituto Nacional de la Juventud, que apunta a que los jóvenes sean protagonistas en su diseño y ejecución, mediante la construcción de propuestas de vida en el medio rural.

“Promover la participación de jóvenes es importante, porque tienen y deben tener un papel preponderante en los procesos de desarrollo rural”, argumentó Olascuaga, quien definió a Somos de Acá como “la única política activa, especifica, positiva hacia los jóvenes rurales”.

“La demanda que hemos recibido a lo largo de los cuatro llamados siempre ha sido muy superior a nuestra capacidad de financiamiento. Esto significa que la propuesta es muy pertinente y que realmente hay jóvenes en el medio rural con iniciativas y ganas de progresar”, especificó.

En ese tenor, subrayó que la llegada a jóvenes rurales era un espacio que faltaba llenar en Uruguay y la ley de creación de la Dirección de Desarrollo Rural otorga competencia para trabajar en el área de juventud y mujeres rurales.